TRAS UN DIA NEGRO

marzo 1, 2008

 

Tras el Día Negro (cuatro muertes por violencia machista) no se han hecho esperar declaraciones, manifestaciones, entrevistas, etc. Reclamo, en primer lugar, que la lucha contra la violencia machista no ocupe páginas y espacios solamente cuando son asesinadas por los machistas las mujeres; reclamo que esa preocupación se manifiesta día tras día. Pero como han surgido ideas y propuestas en los dia siguientes al Dia Negro, vamos a repasarlas y a examinarla- No imorta quien ha diucho esto o aquello; importa llevar a cabo las propuestas.

Campañas se sensibilización  y de información

Deben incrementarse las campañas de sensibilización. Y deben ser contundentes. Porque mal que pese, el entorno social de las mujeres maltratadas todavía permanece en silencio. No se da el paso al frente para denunciar, para apoyar. Es un tema grave. Y no hay que tener reparos a la hora de presentar a la sociedad una campaña dura, tal y como en ocasiones se ha hecho para los accidentes de trafico.

Recordaría el lema que esta presente, junto al número de atención al maltrato (016) en el sello emitido por Correos: si sabes de malos tratos, no lo contentas, llama.

Campaña dirigida a la población inmigrante

Estamos ante unas mujeres especialmente vulnerables: por ser mujeres, por carecer de la suficiente información sobre las medidas de seguridad y las ayudas, por los temores que albergan sobre posibles expulsiones. Y también, todo hay que decirlo, por la presión que ejercen sobre ellas asociaciones variopintas.

No es la primera vez que se habla de este tema, Por ahora…¡parole, parole, parole!

Rechazo social de los maltratadores

Algunas asociaciones de mujeres reclaman la atención de la sociedad para que los maltratadores sientan la repulsa por sus delitos.

En primer, dejemos de llamarles maltratadotes. Su calificativo es claro y rotundo: delincuentes. O si se prefiere: delincuentes machistas. Mientras no hablemos de delincuentes, buena parte de la sociedad no acabará de entender que sus acciones son delito y no mala educación o manifestaciones de cólera o violencia.

“Denuncias falsas”

Expertos en vilencia de genero han llamado la atención acerca de la insistencia –en muchos casos por estamento judiciales o cercanos-  en hablar de “denuncias falsas”. Las asociaciones por falta de pruebas no son denuncias falsas. Las retiradas de denuncias por parte e la muer n o son de uncias falsas. ¿Cuántas denuncias falsas existen? mucha gente habla de denuncias falsas, pero nadie da un dato, entre otras cosas, porque ese dato desenmascararía a quienes han lanzado el bulo. Son algunas asociaciones de hombres –padres separados, por ejemplo, quienes abusan de ese bulo.

Una propuesta, y es mía: Vamos a denunciar ante los juzgados a quienes hablan de denuncias falsas y no presentan los pertinentes documentos.

Pacto de Estado

No quiero entrar en comparaciones. Pero están muriendo más víctimas por la violencia machista que por la violencia terrorista. Estamos ante un problema –la pandemia de machismo- que exige tal y como suena, que los distintos partidos políticos se sienten alrededor de una mesa y adopten medidas; y dejen, de una vez por todas, de hacer bandería de la lucha contra la violencia doméstica. La lacra de la violencia machista es un asunto que afecta a toda la sociedad, afecta a la esencia de una sociedad libre y democrática: la dignidad de todas las personas, sean hombres o mujeres

Gobierno central-gobiernos autonómicos

El presidente Zapatero ha dicho que si gana las elecciones convocara un encuentro de presidentes autonómicos para la coordinación en el tema de la  lucha contra la violencia machista.

Esa reunión es esencial. No hay que olvidar que las autonomías tiene transferidas competencias –educación, administraron e justicia, asistencia social- que afecta a la lucha contra la violencia domestica.

En esa reunión habría que conseguir que las autonomías dejaran de criticar acciones del gobierno central por motivos, digámoslo claramente, meramente políticos.

La Ley Integral

Se han escuchado criticas a la Ley Orgánica de Medidas de Protección Integral: que si es insuficiente, que si hay que reformara, etc. Es evidente que toda ley exige, cuando pasa el tiempo, reformas que la adecuen a las circunstancias del momento  que la hagan mejor y más eficaz. Sin embargo, me parecen inadmisibles determinadas críticas cuando proceden de gobiernos que no la han levado a la práctica, en la medida de sus competencias.

Desde luego, comparto plenamente una critica: hay que dotar de mas presupuesto economico a la aplicación de la Ley.

Los jueces

Se han escuchado fuertes críticas a las actuaciones de algunos jueces. Bueno, de todo hay en el estamento judicial. Desde luego, hay que reconocer que algunos jueces – ni muchos, ni pocos, pero siempre demasiados- tienen un talante que voy  a llamar, siendo suave, “machista”. Hay que mejorar la formación de los jueces, presentes y futuros, en el tema de la violencia machista, Deben saber, porque así es, que la ideología patriarcal-machista es la causa y razón de la violencia que se ejerce contra las mujeres.

  Unidades de valoración del riesgo

O unidades integrales de atención a la mujer. Pongan el nombre que quieran, pero están previstas en la Ley Integral. Sin embargo, y por desgracia, son muchas las autonomías que carecen de ellas.

Son piezas claves para hacerse una idea del la peligrosidad del agresor, y, por consiguiente, poder tomar las decisiones pertinentes para las medidas de protección, incluso, por ejemplo, la prisión provisional.

Pero también son útiles para valar el estado de la mujer y poder determinar la atención social y psicológica necesaria. El informe de esas unidades –en manos de auténticos profesionales y no de cualquiera- facilitaría a muchos jueces y fiscales la comprensión del porqué algunas mujeres se niegan a declarar o retiran las denuncias.

Sobre las victimas

Se han levantado muchas voces reclamando la atención sobre la ausencia de denuncias por parte de las mujeres maltratadas, la retirada de denuncias, etc., incluso el quebrantamiento de la orden o de la pena de alejamiento por parte de las propias mujeres.

Pues, también han sido muchos las voces que han reclamado la atención sobre las circunstancias emocionales, psicológicas y sociales de las mujeres maltratadas. Se esta insistiendo poco en las consecuencias para la mujer del maltrato. Y por esa falta de información hay personas que pueden no entender determinadas actitudes de las mujeres o incluso criticarlas.

Conclusión final

Muchas propuestas y muchas ideas. ¿En agua de borrajas? Espero que no, espere que no sean palabras dichas por el dolor de un día verdaderamente negro. Me las apunto en mi libreta. Las seguiré recordando.

            JOSE-ANTONIO BURRIEL    

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: